Sobada con rebozo: de prenda a instrumento terapéutico

“Rebozo es el paño de hombros para envolver el corazón de la mujer y prolongar la ternura de sus brazos”.

 

El rebozo es una prenda de vestir femenina, forma rectangular, alargada, angosta y de una sola pieza y terminados a cada extremo con anudados y flecos llamados rapacejos, aunque también se elaboran las terminaciones tejidas con atractivos diseños en chaquira e incluso plumas.

El rebozo ha sido utilizado en México por las parteras tradicionales desde tiempos ancestrales para reconfortar a la embarazada cuando siente dolor o incomodidad y para “acomodarle” al bebé con el fin de lograr un parto más fácil. Sus usos terapéuticos, dentro de la manipulación física y emocional del cuerpo, han sido extensos y vana desde liberar tensión en músculos y articulaciones, hasta la corrección de órganos y huesos.

A través de una técnica, conocida con el nombre de “manteada”, la partera realiza la serie de movimientos con el fin de relajar a la mujer, haciéndola sentir más cómoda y confiada; luego, procede a corregir la posición del feto con la ayuda del rebozo y una serie de técnicas especiales de masaje en el abdomen y la cadera que se conoce con el nombre de “sobada”.

 

Así, en una combinación de masajes y movimientos realizados con el rebozo, “acomoda” al bebé que ha de nacer. La partera normalmente utiliza esta técnica antes de que ocurra el parto, pero también puede recurrir a ella durante el trabajo de parto mismo y como forma de terapia después de este.

Aunque se ha implementado en todo México, tiene un origen maya y se realiza en zonas nahuas e incluso mexicas. Es un masaje relajante y terapéutico que se realiza sobre las articulaciones para permitir su ajuste y mejorar su flexibilidad; de igual forma, también trata los músculos para aliviar dolores y liberar tensiones.

Se utiliza un rebozo para dar movilidad a las articulaciones y músculos de miembros superiores e inferiores, pero también para dar movimiento a la energía/emociones acumuladas en cada articulación. Es decir, este masaje hace un ajuste estructural y emocional.

 

Te puede interesar este artículo: Más cesáreas, menos partos naturales, ¿es buena idea?

Beneficios

  • Es un masaje ideal para mujeres embarazadas (para acomodar al bebé en gestación).
  • Ideal para bebés.
  • Para cerrar hombros y cadera, acomodar articulaciones.
  • Mitigar el dolor en casos de lumbalgia, artritis, artrosis y fibromialgia.
  • En casos donde se requiera activar la circulación a los músculos que están en reposo.
  • Realizar ajustes en la columna de manera natural, no invasivo.
  • Libera tensiones emocionales y musculares.
  • Destensar músculos del cuello.
  • Ajustar (liberar) emociones.

 

Contraindicaciones

  • No se debe realizar cuando hay fracturas.

 

Fb. Juan Manuel Díaz Díaz.

Fanpage: Secretos de la Tierra

 

Biol. Arturo López Cisneros

Coordinador técnico del Instituto de Gestión y Educación Ambiental A.C.

Capacitador en temas de agricultura orgánica, herbolaria, ecotecnias y medio ambiente.

Web. www.institutogea.com.

Correo: arturin_biol_2@hotmail.com.

Fb. Gestión Educación Ambiental.

Share this:
Facebook Comments

Sin respuesta para "Sobada con rebozo: de prenda a instrumento terapéutico"

    Deja un comentario